Cambios en el currículo de Lenguas Clásicas

Esta página contiene las últimas novedades sobre el curso de Lenguas Clásicas del Programa del Diploma (PD).

El nuevo curso de Lenguas Clásicas se impartirá por primera vez en 2022 y las primeras evaluaciones se realizarán en 2024.

El curso se continúa centrando en que los alumnos adquieran competencia en latín o griego clásico, a través de la lectura de literatura sin adaptar en estas lenguas, para acceder a los textos antiguos de la manera más inmediata posible. Asimismo, los alumnos estudian otros materiales lingüísticos, históricos, arqueológicos y relativos a la historia del arte para comprender mejor el mundo clásico.

Se anima a los alumnos a considerar su función como usuarios de la lengua, lo que les permite adquirir una comprensión profunda, significativa y para toda la vida. De este modo, no solo se les prepara para continuar estudiando los clásicos u otras áreas, sino que también se les proporcionan herramientas para llevar una vida responsable y significativa más allá del aula.

Un curso basado en el diálogo con un panorama pedagógico cambiante

El curso integra completamente el estudio de la lengua, la literatura y la cultura en un marco en el que las discusiones sobre el latín o el griego sintetizado o adaptado sirven como andamiaje para desarrollar la sensibilidad de los alumnos a los problemas de comprensión, interpretación y contextualización de textos.

El programa de estudios y los modelos de evaluación del curso fomentan el uso de métodos pedagógicos para la adquisición de una segunda lengua, lo que refleja la creciente popularidad de estas técnicas en colegios internacionales de educación secundaria y el uso de estándares revisados para el aprendizaje de Lenguas Clásicas.

El curso anima a los alumnos a evaluar críticamente las maneras en que la tradición clásica ha influenciado otras culturas. Esto les permite considerar las relaciones entre sus contextos e intereses, así como su estudio del mundo clásico.

Ahora que se están examinando las formas en que los estudios clásicos han discriminado a las mujeres, las personas de color y a otras minorías, el diseño del nuevo curso toma en consideración la necesidad de ofrecer actividades estructuradas sobre temas delicados, y de apoyar a los docentes para que integren a los grupos con escasa representación en la enseñanza y el aprendizaje.

Un enfoque integrado y basado en la indagación para el curso de Lenguas Clásicas

El curso se estructura alrededor de tres áreas de exploración, cada una de las cuales está respaldada por preguntas de orientación. Cualquier área de exploración (o una combinación de ellas) puede utilizarse para examinar y discutir un texto clásico.

Las áreas de exploración se centran en cómo la morfología, la sintaxis y la dicción interactúan para crear significado (significado, forma y lenguaje); en la interrelación entre textos, autores y receptores, tanto clásicos como modernos (texto, autor y receptores); y en cómo las fuentes pueden representar una variedad de perspectivas, y ser comprendidas a través de ellas (tiempo, espacio y cultura).

El modelo curricular comparte el diseño de las nuevas asignaturas de Estudios de Lengua y Literatura, lo que brinda a los docentes de Lenguas Clásicas nuevas oportunidades de planificación colaborativa.

Un programa de estudios diseñado para el acceso y la participación

El contenido del programa de estudios (una combinación de lecturas prescritas y contenido seleccionado por el colegio) se ha reducido en casi un 25 % en el curso nuevo para que la relación entre el contenido del curso y las horas lectivas esté en mejor consonancia con otros programas de estudios preuniversitarios, así como para promover una mayor participación de los alumnos en el programa de estudios.

La inclusión de contenido seleccionado por los colegios en el desarrollo continuo de la lengua les permite diseñar experiencias de enseñanza y aprendizaje específicas según las experiencias previas, los objetivos y los intereses de sus alumnos, y los métodos de enseñanza preferidos de los docentes.

Esta flexibilidad para seleccionar el contenido debería facilitar la transición de los colegios cuyos alumnos tienen menos experiencia con la lengua clásica, así como permitir que los alumnos más experimentados se preparen para la educación superior. Uno de los objetivos de la revisión fue desarrollar un curso accesible para alumnos con diferentes tipos de experiencia previa y que tuviera en cuenta los planes de estudio de lenguas clásicas de la educación superior.

Un modelo de evaluación que resulta familiar, pero no demasiado

El modelo de evaluación refleja las prioridades cambiantes en los estándares internacionales para el aprendizaje de lenguas clásicas e incorpora por completo la indagación guiada por el alumno en dos de los cuatro componentes. Sin embargo, se basa en componentes que resultarán familiares para los colegios, a la vez que proporcionan los cambios necesarios.

  • La prueba 1 sigue siendo una evaluación de textos no estudiados previamente, e incorpora varios tipos de preguntas para evaluar habilidades más allá de la traducción y fomentar la lectura rápida. Una sección común al NM y al NS alinea las expectativas de comprensión y traducción, mientras que una pregunta adicional del NS evalúa las habilidades analíticas y la capacidad de trabajar con distintas formas literarias.
  • La prueba 2 es una evaluación de lecturas prescritas, pero ahora brinda a todos los alumnos oportunidades para participar en la lectura detenida de textos y en cuestiones más amplias relativas al análisis y la interpretación. Las diferentes opciones en la prueba del NM y NS garantizan una cobertura adecuada del contenido obligatorio del programa de estudios en el modelo de evaluación.
  • El dosier de investigación se continúa centrando en la indagación guiada por el alumno y en el uso de fuentes primarias. Sin embargo, ahora presenta requisitos idénticos para los alumnos del NM y el NS, así como formas para que los alumnos incorporen sus intereses de investigación sobre la amplia y duradera influencia del mundo clásico.
  • La composición es un nuevo componente para los alumnos del NS que consta de una incursión innovadora en la evaluación del uso activo de latín o griego clásico, y les ofrece una oportunidad para que practiquen con las herramientas y métodos de los filólogos clásicos.

Más información

Para obtener más información sobre estos cambios en el currículo, descargue la sinopsis de Lenguas Clásicas (Nivel Medio y Nivel Superior).